sábado, 14 de abril de 2007

El magnetismo del arte

Lo primero, el video:





Ahora la explicación: La escultura se compone de dos conos con espiral en su cara externa que descansan sobre un ferrofluido. Este es un líquido saturado de partículas metálicas que se mueve gracias a un campo magnético que está acompasado con la música. El movimiento se condiciona por una serie de metadatos que se extraen del ritmo, del tempo, de la melodía o del voltaje y los amperios que hay que imbuir al líquido.

Cuando no hay música, las torres parecen tener sólo la forma espiral. Pero cuando suena, el campo magnético crece en intensidad y hace que el ferrofluido corra por los canales, formando figuras . Contra mayor es el campo magnético, más arriba sube el ferrofluido, y viceversa. No hay motores ni relés, todo se controla por medio de un campo magnético.

Para obtener más información de su autora, Sachiko Kodama, podéis visitar la página del Pryecto Flow. El resto de la web está en japonés, pero vale la pena dar una vuelta para ver las geniales fotos de otras esculturas.

Vía gizmodo.

2 comentarios:

David dijo...

La verdad es que es espectacular ver como se mueve el fluido y como va formando los diferentes cuerpos de forma acompasada, como un ballet de partículas...
Maravillas aparte, en el mundo del arte siempre ha habido un debate entorno a si los motajes como este es arte o otra cosa...
Al movimiento impresionista le pasó algo parecido, valga el símil, ya que ellos no compartian los objetivos del arte hasta ese momento establecidos en la búsqueda del canon "BELLEZA", sino que experimentaron con la sensación que produce al observador...
¿Qué sensación os produce el video...?

David

Quicus Magnificus dijo...

juntar artes plásticas y música no siempre es fácil, pero cuando se consigue el resultado es espectacular.

Eso de los ferrofluidos me suena a los miriclodianos de George Lucas...., en fín, supongo que la base científica es imprescindible para un trabajo semejante, pero es como explicar la magia, se puede, pero no se debe