viernes, 20 de julio de 2007

Kit Kat

Como ya dije, el verano ha llegado. El sol, la playa, las cervecitas... ya se sabe, la buena vida que disfrutan todos los que no trabajan en verano. Yo no soy de esos, así que he decidido que me merezco un tiempo de asueto. Las ideas no fluyen como al principio, y no quiero aburrir.

Ha sido un año bastante productivo. Lo principal, he recuperado el hábito de escribir, que lo estaba perdiendo a marchas forzadas. También he conocido nuevas ideas y planteamientos de gente muy interesantes, que me han hecho replantear algunas cosas que daba ya por asimiladas. Nunca debí bajar la guardia y permitir que la corriente me arrastrase. Eso es muy malo, diluyes toda tu personalidad en un mar de olvido y mediocridad.

También hay cosas malas en este trayecto, pero de la que más me arrepiento es la de abrir otro espacio, para dedicarlo a las peleas sobre temas políticos o similares. No porque no me guste la idea, sino porque no le he podido dedicar tiempo. Y hay mucha tela que cortar en ese aspecto, pero no he sido capaz de racionalizar las minutos que le dedico a la escritura y ponerlo en marcha.

Debo además mostrar mi agradecimiento a dos amigos de muy diferente camada y pelaje: Franz y lObO. Me convencieron para que no dejara este cuaderno, y se animaron a ayudarme para mantenerlo vivo. Y por supuesto, gracias a ti, lector, que estás ahí delante del monitor leyendo y compartiendo tu tiempo conmigo.

Lo dicho, Dave NeWaza se va de vacaciones, y no tengo pensado volver hasta el primer día de Septiembre. Así que aprovechad también vosotros y daros una vuelta por ahí. Eso si, a ver si nos vemos todos a la vuelta.

Y Carpe Diem.

1 comentario:

Asun dijo...

Tengo la gran suerte de vivir y compartir con Dave mi vida, el descanso del blog favorece que tenga algo de tiempo entre tanto trabajo porque las vacaciones ni las ha olido aún.
De todas maneras decir que me encanta seguir descubriendo su faceta de escritor... no dejes de hacer aquello que te gusta guapetón.